Páginas

el que reparte y reparte...

Imagen: Matías Miguel Clemente


Tu banco y cada día el de más gente. Qué, que no? Hay que repartir, joer.

5 comentarios:

cure of love dijo...

Intento escuchar el tema de los mágicos números pero se corta en el estribillo. No lo conocía, solo había escuchado el de Forever lost, que también está muy bien.

¿Y es todo el rato el mismo banco? Odo, y yo suicidándome en el wc.

Besos

Ana dijo...

Encantada de ver un simulacro de mi fondo de escritorio en el blog...si es que me echas de menos, no puedes negarlo...

diego vaya dijo...

Tan pasivos, tan sonrientes, a estas alturas no podemos pedir nada más.

matías miguel clemente dijo...

Cuánta razón lleva querido Diego, con la actitud que tenemos ante tantas cosas lo raro es que nos miremos a la cara unos a otros. Un fuerte abrazo

diego vaya dijo...

Matías, duele reconocerlo, pero somos capaces de reunirnos para celebrar la fiesta de la primavera pero no para pedir algo que está en la Consti del 78: una vivienda digna, y que además no nos ahogue durante 30 años. Por lo demás, uno puede elegir entre comprarse la colección otoño-invierno de la raza Zara y entrar en gran tribu de la felicidad, o exprimirse como un limón pensando en todo lo que está sucediendo y que va muy por delante de nosotros.
Por cierto, que con mi torpeza con la informática no encuentro tu mail en la página, de manera que te doy el mío, porque me gustaría mandarte la revista Puerto.

diegovaya@hotmail.com

Un abrazo.